Marussia sufrió en Bahréin por un virus informático

El equipo Marussia considera que un virus informático, marcó su mala semana en los test de pretemporada en Bahréin


        Mary   |   25 febrero, 2014, 3:16 AM   -   Hace 5 años

Marussia - Max Chilton - Test - Bahréin - Segundo día

 

Marussia ha tenido cuatro días decepcionantes en los test de pretemporada en Bahréin, no han conseguido realizar ningún trabajo de configuración y  tan sólo han logrado completar 29 vueltas durante los cuatro días de test. Además los problemas se multiplicaban y no se repetían, sin duda el equipo ha tenido problemas para elegir.

 

Empezaron el primer día con un virus troyano informático, el segundo  día un problema en el motor, perdiendo todo el día en cambiarlo. El último día pequeños problemas variados, pero de mucho tiempo para solucionarlos, también, se encendió la luz del ERS, aunque era una  falsa alarma, se fueron dos horas en comprobarlo, y más tarde un problema con el sistema de gasolina, sin duda un completo en cuanto a problemas y por añadidura pocos datos recogidos en los que trabajar, así que Marussia tiene solo cuatro días para ponerse al día.

 

John Booth, jefe del equipo Marussia explicó que un troyano fue el principio del desastre de los cuatro días de test según sus declaraciones a Autosport: “Nuestra semana comenzó el miércoles con un primer desastre, virus troyano, que nos costó un montón del día. Esto marco el tono para la semana.”

 

Pero la mala suerte no concluyó allí y fueron acumulando problemas día tras día, según afirma Booth: “El segundo día hicimos 17 vueltas, trabajamos pero con los problemas uno tras otro. El viernes, hemos perdido gran parte del día con un cambio del motor Ferrari. El último día fue una serie de pequeños problemas, pero los problemas con los nuevos F1 toman mucho tiempo de reparar. El sábado por la mañana tuvimos una advertencia en la parte de la ERS, que resultó ser falsa, dos horas perdidas. Entonces hay un problema en el sistema de gasolina, un problema que se puede atribuir directamente a nosotros y no a Ferrari. Cosas así nos dejaron sin poder avanzar. No hemos tenido el mismo problema dos veces, lo que es un poco extraño”.

 

Aunque John Booth, reconoce estar preocupado, confía en maximizar el tiempo, los cuatro días, que quedan de test en Bahréin: “Estaría mintiendo si dijera que no estaba preocupado. El pensamiento de resolver problemas es una cosa, hacerlo es otra. Pero tengo la esperanza. No hemos sido capaces de trabajar en la configuración, pero a pesar de esto, los pilotos han expresado su confianza en el coche. Tenemos cuatro días, vamos a tener que maximizar el tiempo que nos queda antes de Melbourne”.

 

Síguenos:

Suscribirse a mi canal en YouTube

Comentarios:


Deja un comentario

Tienes que iniciar sesión para escribir un comentario.